top of page

¿Implementamos la metodología BIM, o no? – Implementación BIM desde la Gerencia


Sergio Baltazar Chuquimia, Director Ejecutivo de Infrasmart y Alumni del Máster Internacional BIM Management nos acerca en el siguiente artículo los principales factores que deben considerarse en la implementación de la metodología BIM desde el punto de vista estratégico de la Gerencia y la alta Dirección.

 

Una de las principales decisiones que afrontan los líderes de las organizaciones del sector AECO (pequeñas, medianas y grandes), es si implementan o no la metodología BIM, y muchas veces la decisión va impulsada por la tendencia tecnológica, por objetivos estratégicos de transformación digital o generalmente porque el cliente/mandante lo exige en sus proyectos.

Bajo esa perspectiva y según la tendencia mundial de los Países y las organizaciones que van implementando esta metodología es evidente que la decisión ya no es cuestionable, sino más bien, la pregunta que todo líder debe hacerse es: ¿Cómo implementamos la metodología BIM de manera óptima en nuestra organización?, y por ende, ¿Cuáles son los riesgos, costos y beneficios que implicaría esta decisión?, ¿Qué factores debo gestionar para tener éxito?, entre muchas otras interrogantes que surgen cuando uno se enfrenta a esta situación.


Para ir desarrollando estas posibles respuestas, veamos algunos de los beneficios que tiene la implementación de la metodología BIM:

  • Mayor colaboración y comunicación.

  • Visualización del proyecto en pre construcción.

  • Detección de interferencias (o choques).

  • Estimación de costos basada en modelos.

  • Programación de construcción y secuenciación mejorada.

  • Mayor productividad en la pre fabricación y métodos constructivos.

  • Aumento de la seguridad al momento de la ejecución de la obra.

  • Mejor gestión durante la vida útil de las infraestructuras y edificios.

  • Incremento de la rentabilidad y la calidad de los proyectos.

Sin duda alguna, la implementación de nuevas tecnologías representa beneficios distintos en mayor y menor medida de acuerdo a las características y sector de las organizaciones; no obstante, coincidimos que con la ola de la 4ta Revolución Industrial el sector AECO se está industrializando, apuntando a desarrollar proyectos de calidad en menor tiempo a un coste óptimo.

 

Transformación digital antes que implementación de BIM

En esta revolución tecnológica han ido apareciendo muchas metodologías y tecnologías; es así, que en el mundo BIM, existen distintos manuales o guías que nos van ayudando en su implementación en nuestras organizaciones. Sin embargo, es necesario comprender las variables clave que implican estos cambios o up grade para poder tener mayor tasa de éxito en este proceso; una de ellas es la transformación digital.

Si analizamos la implicancia que tiene para una organización la implementación de BIM en sus procesos, nos damos cuenta de que en realidad debemos enfocarnos en gestionar la “transformación digital” con todas sus estrategias y los cambios que requiere; esto para poder incrementar la probabilidad de éxito de la implementación de cualquier metodología basada en tecnologías.

A continuación, presentamos el proceso de “gestión del cambio” que nos puede ayudar en la transformación digital de nuestras organizaciones, el mismo puede adecuarse a la estrategia de implementación de la metodología BIM que vayamos adoptando.

Factores estratégicos y su alineamiento


En forma complementaria a la transformación digital, es necesario controlar factores estratégicos empresariales que están inmersos ante cualquier cambio organizacional o transformación que se vaya generando.

Estos factores no pueden gestionarse de manera aislada, sino más bien, debe hacerse de forma integrada, pues la falencia en alguno de ellos genera desviaciones que pueden incrementar el costo de la implementación o pueden llevarnos a resultados no deseados.

Estos factores estratégicos que están a cargo de la Gerencia y/o la Alta Dirección son los siguientes:

En la implementación de la metodología BIM debemos alinear lo siguiente:

  • Liderazgo: debe estar implicado en los riesgos y oportunidades que representa la implementación de la metodología BIM, con el objeto de asignar recursos, explotar oportunidades de negocio y mejorar el nivel de los procesos de la organización

  • Cultura: las creencias y los valores que tiene cada organización debe propiciar la implementación de la metodología BIM, tales como la colaboración, innovación, calidad, entre otros, con el objeto de garantizar una implementación a largo plazo.

  • Estrategia: es necesario incluir la metodología BIM y/o sus potencialidades en la visión, misión o estrategia empresarial, garantizando con ellos la asignación de recursos, políticas y acciones estratégicas que ayuden a una óptima implementación y no generen acciones contrarias en la organización.

  • Estructura: la misma debe ser suficiente a la estrategia de implementación de la metodología BIM, es decir por “roles” y por jerarquía, ingresando en una organización matricial, que responda a las nuevas necesidades y garantice el funcionamiento normal (en lo posible) de la empresa mientras se están realizando los cambios.

  • Sistemas: tanto los sistemas de gestión y de control deben tener la madurez suficiente para poder apoyar la implementación de la metodología BIM; es decir, en caso de no contar con un sistema de gestión y control de proyectos maduro, se hará más difícil aún poder implementar los procesos de gestión de proyecto, procesos de control de calidad, y otros.

Implementación BIM desde la gerencia

Si bien una buena guía la podemos tomar en cursos especializados de implementación BIM o siguiendo estándares internacionales que se encuentran en el mercado, desde la Gerencia y/o Alta Dirección hemos visto que los factores y variables que debemos controlar en la adopción de esta metodología son mucho más transversales y estratégicos para garantizar el éxito de nuestra inversión.

Por ello, más que enfocarnos en las recetas convencionales, presentamos una curva de motivación en función del tiempo de implementación, que muestra las etapas que sufren las organizaciones (unas más que otras) al adoptar la metodología BIM.

Algunas recomendaciones

Cada líder tiene sus propias estrategias, estilos y formas de generar cambios en las organizaciones; por ello, enfocándonos en la implementación BIM hemos visto conveniente prestar más atención a las siguientes actividades:

  • Realizar una evaluación inicial y planificación detallada para implementar BIM como “transformación digital”.

  • Implementar tanto la “teoría como la práctica” de los procesos y USOS BIM.

  • Desarrollar una mejora continua semestralmente o programada según requerimientos de la organización.

Por último, cada líder debe ser capaz de visionar las oportunidades de negocio que la metodología BIM y las nuevas tecnologías ofrecen al sector AECO, pues el éxito está en la capacidad de cambio y adaptación que tengan las organizaciones para poder surgir ante entornos tan cambiantes como los que vivimos en este tiempo.

 

Autor: Sergio Baltazar Chuquimia, Director Ejecutivo de Infrasmart y Alumni del Máster Internacional BIM Management


TRANSCRIPCIÓN: Areli Álvarez Lean Construction México®

271 visualizaciones

Entradas recientes

Ver todo

Comments


  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
bottom of page