top of page

¿Puede la prueba de errores ser un factor fundamental en el diseño de edificios?


La prueba de errores, o como lo conoce comúnmente la comunidad Lean, poka yoke, es un elemento clave del pilar Jidoka del sistema de producción de Toyota [1]. La prueba de errores se relaciona con el desarrollo práctico y el uso de dispositivos creativos que minimizan efectivamente la posibilidad de cometer errores [2], mientras que su importancia se basa en la rápida identificación de errores (o inhibir la aparición de errores en absoluto) para evitar retrabajos y otros tipos de residuos 1. A pesar de ser un concepto originalmente definido y aplicado en el contexto de la fabricación, hay pocas aplicaciones en la industria de la construcción [3], mientras que los informes de su uso dentro del dominio del diseño de edificios son poco comunes [4].


Esta publicación se basa en los hallazgos de un artículo presentado en la conferencia anual del International Group for Lean Construction (IGLC 28) en 2020 [4], que exploró la prueba de errores centrada en el diseño de edificios de atención médica y el cumplimiento normativo. En este artículo, se ha evaluado un conjunto de enfoques basados ​​en diversas tecnologías digitales de acuerdo con los seis principios a prueba de errores [1,3]. Esta investigación originó un marco, representado por la Figura 1. Los principales hallazgos de este estudio destacan una oportunidad para agilizar el proceso de diseño mediante la adopción de diferentes tecnologías para respaldar el cumplimiento normativo. También sugieren una vía potencial que aún no se ha explorado, lo que lleva a la pregunta presentada en el título de esta publicación: ¿puede la prueba de errores ser un factor fundamental en el diseño de edificios?

Figura 1: Tecnologías para sistemas de apoyo al diseño y su relación con los principios de protección contra errores. Fuente: Soliman-Junior et al. 2020 [4]

Como sucedió en todo el sector de la construcción, el uso de tecnologías digitales en el diseño de edificios se ha vuelto cada vez más importante en los últimos años. Si bien las actividades de diseño solían depender principalmente de las habilidades y mentalidades de los diseñadores, las tecnologías digitales actualmente juegan un papel importante en este proceso. Su función ha pasado de las herramientas auxiliares a las plataformas que mejoran la toma de decisiones, y gran parte de ellas se basa en el uso generalizado de Building Information Modeling (BIM) y en el desarrollo de software robusto para respaldar las actividades de diseño. No es raro observar a los diseñadores en la práctica actual utilizando múltiples algoritmos de diseño generativo para respaldar su toma de decisiones, así como codificar y crear sus propias rutinas basadas en reglas de acuerdo con sus necesidades individuales. A pesar de los avances en las tecnologías digitales como se describió anteriormente, el contexto del diseño de edificios difícilmente será similar a la producción o incluso a la fabricación, donde la protección contra errores se ha aplicado principalmente. El diseño consiste en un proceso iterativo [5,6], que es intrínsecamente creativo y subjetivo [7]. Esto significa que puede ser difícil definir qué es un 'error' en el diseño y cuánto de un 'error' puede ser realmente la fuente de iluminación y creatividad. El intrincado proceso cognitivo que subyace a la toma de decisiones de diseño podría ser la razón por la que la prueba de errores no se ha explorado hasta ahora en este contexto. A pesar de que es difícil identificar qué constituye un error de diseño, cuando se centra en el cumplimiento normativo, la línea entre diseño y "error" se vuelve un poco menos difusa. En última instancia, un incumplimiento puede entenderse como un error, que debería corregirse antes de que el diseño avance más. De manera similar a cualquier proceso de producción, la detección tardía de tales "errores" en el diseño a menudo conduce a reprocesos, lo que aumenta los costos y los compromisos, lo que sugiere un beneficio potencial del uso de la prueba de errores. La investigación existente sobre el cumplimiento normativo automatizado, por ejemplo, se ha centrado demasiado en la identificación de no conformidades en el diseño después de que han ocurrido, informándoles para desencadenar una reacción tardía en el proceso [4]. De hecho, esto se relaciona solo con los dos últimos principios de prueba de errores (es decir, detección y mitigación de errores), En un contexto de diseño digital, la interacción y la sinergia entre los diseñadores humanos y las tecnologías son temas importantes que necesitan una consideración cuidadosa [8]. Debido al proceso de digitalización, hay un cambio emergente en la cultura del diseño, en el que diferentes paradigmas están desafiando los supuestos de diseño anteriores. Los últimos desarrollos en los últimos años permitieron que las tecnologías digitales desempeñaran una parte intrínseca del proceso de diseño, modificando cómo ocurre el diseño en la práctica y proporcionando múltiples herramientas que podrían usarse como dispositivos poka yoke (como se ve en la Figura 1). De hecho, este contexto híbrido entre humanos y tecnologías digitales parece ser muy similar a la definición básica de jidoka o autonomización - “automatización con un toque humano” [2]. Mientras se libera a los humanos de tareas repetitivas para centrarse en actividades creativas y de valor agregado, existe la oportunidad de utilizar lean para optimizar el diseño de edificios y mejorar los resultados del proyecto. En este contexto de diseño digital, la protección contra errores puede resultar un poderoso impulsor de la autonomía, lo que en última instancia conduce a edificios con mejor rendimiento y más conformes.

 

Referencias.

1. Control de calidad Shingo S. Zero: Inspección de fuentes y el sistema Poka-Yoke. Prensa CRC; 1986. 2. Liker JK. The Toyota Way: 14 principios de gestión del mayor fabricante del mundo. Educación McGraw-Hill; 2004. 3. Tommelein ID. Principios de prueba de errores y resolución de problemas inventivos (TRIZ). En: Proc. 27ª Conferencia Anual del Grupo Internacional para la Construcción Lean (IGLC 27). ; 2019: 1401-1412. doi: 10.24928 / 2019/0129

4. Soliman-Junior, J., Tzortzopoulos, P. y Kagioglou, M. 2020. "Explorando la prueba de errores en el diseño de la atención médica". En: Tommelein, ID y Daniel, E. (eds.). Proc. 28.a Conferencia Anual del Grupo Internacional para la Construcción Lean (IGLC28), Berkeley, California, EE. UU., Doi.org/10.24928/2020/0034, en línea en iglc.net.

5. Christensen BT, Ball LJ. Dimensiones de la evaluación creativa: Diseño diferenciado y estrategias de razonamiento para juicios estéticos, funcionales y de originalidad. Des Stud. 2016; 45: 116-136. doi: 10.1016 / j.destud.2015.12.005

6. Dorst K, Cross N. Creatividad en el proceso de diseño: coevolución de problema-solución. Des Stud. 2001; 22 (5): 425-437. doi: 10.1016 / S0142-694X (01) 00009-6

7. Crilly N. Creatividad y fijación en el mundo real: una revisión de la literatura de la investigación de estudios de caso. Des Stud. 2019; 64: 154-168. doi: 10.1016 / j.destud.2019.07.002

8. Heumann A, Davis D. Humanizar la automatización arquitectónica: un estudio de caso en diseños de oficinas. En: Design Modeling Symposium Berlin. Saltador; 2019: 662-670.


ACERCA DEL AUTOR:


Joao Soliman-Junior es asistente de investigación y estudiante de doctorado en el Laboratorio de Diseño Innovador de la Escuela de Arte, Diseño y Arquitectura de la Universidad de Huddersfield. Desde 2012, la investigación de Joao abarca el uso de tecnología, automatización y BIM para respaldar el diseño de edificios de arquitectura e ingeniería. Ha estado involucrado en múltiples proyectos de investigación nacionales e internacionales sobre vivienda social y proyectos de salud.



Patricia Tzortzopoulos es Profesora de Diseño Integrado, Decana Asociada de Investigación y Empresa y Directora del centro de investigación Laboratorio de Diseño Innovador en la Escuela de Arte, Diseño y Arquitectura de la Universidad de Huddersfield. Tiene experiencia en arquitectura y sus intereses abarcan la gestión del diseño, la construcción ajustada, la generación de valor, el modelado de información de construcción (BIM) y el diseño de instalaciones sanitarias.



El profesor Mike Kagioglou es el Decano de Ingeniería de la Western Sydney University. La carrera de Mike abarca ingeniería, fabricación, creatividad, diseño, arquitectura y el entorno construido, y se dedica a la investigación inter y multidisciplinaria a nivel mundial. Fue Director Académico del Centro de Investigación de Fabricación Innovadora (IMRC) interdisciplinario financiado por el Consejo de Investigación de Ingeniería y Ciencias Físicas (EPSRC) de £ 11 millones en el Centro de Investigación e Innovación de Infraestructuras de Salud y Atención (HaCIRIC).



TRANSCRIPCIÓN: Areli Álvarez Lean Construction México®

129 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
bottom of page